Utilizamos cookies para analizar cómo utiliza nuestro sitio y, así, poder mejorar su experiencia. Esto incluye personalizar el contenido y la publicidad. Al continuar usando este sitio web o cerrando este banner, usted acepta nuestro uso de cookies propias y de terceros.

aceptar

La piel natural en todo su esplendor

La piel natural en todo su esplendor

Hola, ¿Cómo estás?,


¿Sabes que hay un tipo de meditación que se basa en sentarse y sonreír? Doy fe de que si lo haces aunque sea el rato que estás leyendo este texto, te cambia algo dentro.

giphy.gif


Y ahora que estás en modo zen, dime la primera palabra que te venga cuando piensas en Zerimar.
Piel, ¿no?

Si no sabes la historia de Zerimar, te la cuento.

Zerimar es la empresa que hay detrás de todo esto y desde 1942 trabaja usando piel natural para crear y dar calidad a sus productos.
Este tipo de material permite la transpiración y por ello puede usarse en invierno y verano. Si quieres, puede cambiarse de color y, por ejemplo, una de sus ventajas es que si usas zapatos de cuero, tus pies olerán menos. El cuero tiende a reducir las irritaciones y a adaptarse (por su elasticidad) a las diferentes formas de los pies.
Cuántas rozaduras nos han hecho esos zapatos baratos, eh…

Bueno, pues han pasado ya por esta fábrica tres generaciones y Zerimar sigue expandiendo su potencial por todo el mundo. Vendemos en tiendas físicas en Andalucía, tienda online y marketplaces como Amazon o Ebay.

Y seguimos vendiendo calidad, por Europa y el mundo, productos que te van a durar muchísimo y que van a pasar, como nuestra marca, de abuelos a nietos.
La piel de nuestros productos tiene una gran resistencia pese a que es flexible y necesita un buen cuidado para que nos dure toda la vida. Haz clic aquí que te dejo recomendación para su cuidado. De hecho, seguro que tienes algo de piel por casa que puede que tenga hasta más años que tú.
Aunque, déjame decirte, que también hay piel falsa (sintética), que no tiene, ni de lejos, las mismas características que la original. Y, a veces, hasta te la venden al mismo precio. Y tú sin saberlo.

Vale, pues te voy a enseñar a distinguirla en 4 sencillos pasos:

  • El precio, lo más obvio. Cuesta mucho más algo de piel natural pero es directamente proporcional a lo que dura. Lo correcto sería (en la mayoría de sitios) que si vale caro es porque te están vendiendo calidad.
  • El olor de una prenda o calzado de polipiel (piel sintética) es de plástico y no característico como sí lo tienen las de cuero.
  • El poro de la piel. Da la vuelta a la piel, si es posible (porque no podrás hacerlo si en el interior de un bolso la piel presenta un forro), y fíjate si presenta gamuza o pelusillas en el dorso. Si existen, entonces se trata con casi toda seguridad de piel real.
  • Temperatura. El cuero auténtico al tacto transmite calidez mientras la piel artificial da la sensación de algo frío.

*Truco: Si presionamos la superficie de la piel con los dedos pueden notarse unas pequeñas arrugas que desaparecerán de forma natural, lo que no pasa con la polipiel.


Y como dicen que cada día se aprende algo nuevo, espero haberte enseñado yo lo de hoy. Si tienes alguna duda, no dudes en escribirme en comentarios.

Nos leemos en el próximo post.

Zeta.



Publicar comentarios